jueves, 1 de julio de 2004

El modelo y la praxis

Creo sinceramente que es importante que los individuos tengamos un modelo social, lo más puro posible, al que aspirar. En mi caso, sería el miniarquismo, aunque la coherencia del anarcocapitalismo me tienta sin remedio. Pero coincido con el Prof. Huerta de Soto en que la práctica es menos preocupante si se van consiguiente pequeñas cotas, ojo, en la dirección adecuada, sin un sólo paso atrás.

Dos ejemplos lo ilustran. El primero, de confirmarse, en la dirección adecuada. El segundo, en la equivocada, pues igualar en positivo me parece un grave error. ¿Qué pinta el Estado regulando relaciones privadas? Una oportunidad perdida de apartar al matrimonio de las garras del leviatán.

8 comentarios:

Anónimo dijo...

Eso de "liberalizar" el matrimonio estaría muy bien, pero mientras no se liberalice mejor será que todo el mundo pueda acceder a él, ¿no?.

La técnica de proponer algo imposible para que en el fondo siga todo igual es muy de conservador, jeje.

¿Hacemos una campaña para liberalizar el matrimonio?. ¿Qué tal unos banners?. Más de uno no lo pondría.

Albert_Esplugas dijo...

Sería sin duda un avance el que la usurpación y el dirigismo fueran despareciendo durante los próximos dos siglos, pero sería mejor que se extinguieran el mes que viene ;)

A mí Rothbard, Friedman (David), Childs, Spooner... se me antojan, hoy por hoy, irresistiblemente convincentes. ¿Qué respondió Ayn Rand a la carta de Roy Childs?¿Qué se puede responder a eso? La "Anarquía, estado y utopía” de Nozick es un intento serio de articular una justificación liberal del minarquismo, aunque no sé si exitoso... Pienso que uno debe ser absolutamente coherente y consecuente, y si el anarco-capitalismo es el resultado de llevar hasta sus últimas consecuencias la libertad (no lo afirmo, sólo lo planteo), quizás debiéramos abrazarlo.

En cuanto a lo de liberalizar el matrimonio, totalmente de acuerdo contigo, Roberto, y nada de acuerdo con el post de arriba, al que le contesto lo siguiente:
Si suprimir todas las subvenciones (privatizar el matrimonio) no es por ahora factible, y mantener unas pocas ayudas sólo a determinados colectivos (sancionar sólo el matrimonio heterosexual) es discriminatorio, ¿deberían otorgarse subvenciones a todo el mundo? (sancionar los matrimonios de cualquier género). Sería, claro, una medida temporal... La sanción estatal de una realidad moral es ilegítima. Si se legaliza en positivo el matrimonio homosexual añadiremos otra injusticia a la ya existente.

Roberto Suárez dijo...

El ejército de levas haby que privatizarlo, pero como no es factible, obliguemos también a las féminas mientras tanto, para evitar una clara discriminación. ¿Qué dirías ante eso, Anónimo? Que la discriminación se produce hacia quien obligas y que ampliarla sería, obviamente, un grave error. Pues lo mismo pasa con el matrimonio, evidente si uno deja sus prejuicios aparte.

Déjate de etiquetas y razona las cosas. Lo que yo soy está a la vista, al igual que en tu caso. Porque no se puede decir a la vez que estaría bien privatizar el matrimonio, pero que temporalmente hagamos tal cosa, para luego afirmar que es imposible. ¿En qué quedamos? No hay nada imposible. ¿Qué o quién evita que el Estado deje de regular relaciones privadas? Pues tú por ejemplo, que pretendes perpetuarlo al defender medidas como esta.

Respecto a la campaña, yo ya la hago, escribiendo esto. Tú dices desear la liberalización, pero vas en camino inverso. Aclárate y luego vuelve a poner etiquetas a los demás.

Roberto Suárez dijo...

Albert, hacía referencia a la evolución social. Si los liberales logramos un Gobierno limitado, por ejemplo, ya sería un gran paso, desde el que se puede ir evaluando nuestro método ideal.

Yo dejo claro que abrazo sin fisuras el miniarquismo, incluso con tibios avances hacia la postura, más coherente, pero aún no sé si más efectiva, del anarcocapitalismo. Y esa referencia es la que debemos conservar; si luego se van consiguiendo pequeños avances, bienvenidos sean. Y yo confío para ello en Esperanza Aguirre, por ejemplo.

No serán grandes cosas, pero es que tampoco puede hacerlas, pues ya no estaría en el poder. Por lo que me conformo, teniendo en cuenta dónde está, con que siga teniendo claras sus referencias.

Porque no creo que tú, ingenuamente, pretendas conseguir una sociedad de tipo anarko de hoy para mañana... Y no perder el sentido de la realidad es fundamental, tanto como el no dejarse llevar por el pragmatismo del poder.

Albert_Esplugas dijo...

“Porque no creo que tú, ingenuamente, pretendas conseguir una sociedad de tipo anarko de hoy para mañana...”
Hombre, por pretenderlo... pero ni remotamente espero que suceda. El panorama es muy desolador, y no soy de los que creían que el CL conseguiría más de unos cientos o miles de votos.

Por otro lado, yo no sé si me conformo con que Esperanza Aguirre tenga claras sus referencias. Celebro los pequeños pasos, pero creo que sólo guardo verdadera simpatía por aquellos políticos que, como Ron Paul, se atienen inflexiblemente a sus convicciones liberales

Roberto Suárez dijo...

Pues por eso; si el panorama es tan desolador, no desdeñemos los pequeños pasos. Insisto, siempre teniendo claro cual es nuestro método social ideal.

Yo también guardo simpatía por Ron Paul, pero... de momento no tocará poder, por lo que nada podrá hacer, Albert. Y para tocarla, tendría que renunciar a aspectos esenciales de momento.

Por eso es tan esencial la otra fórmula, que a mí cada día me apasiona más, en la misma medida que odio la política en sí: la concienciación, a través de foros, fundaciones, etc.

Anónimo dijo...

SENECA.
¿quién es Ron Paul?

Roberto Suárez dijo...

Séneca, Ron Paul es un congresista de clara filiación libertaria. Quizás el más genuino, por no decir el único. Te paso el enlace dónde podrás averiguar un poco más de este gran caballero (¿y futuro Presidente de los EE.UU.?)

No te pierdas especialmente su biografía; no tiene desperdicio. Un lujo, el Dr. Paul.

Pero el sistema americano propicia oportunidades inimaginables en España. Haré una anotación para clarificar mi postura en este tema.

Un saludo, "terrible" amigo. ;-)